BLOG DE ANTENA MISIONERA

"Mirar con los ojos de los que sufren"

Reflexiones para Semana Santa 2010

Posted by antenamisionera en marzo 21, 2010

               Aquí os ofrecemos algunas reflexiones para los días de la Semana Santa. Desde el Domingo de Ramos hasta la Vigilia Pascual.

            Que nos ayuden a vivir con un sentido cristiano estos días centrales de la liturgia cristiana.

            Que nos ayuden a renovar nuestra vida para ser constructores de una nueva sociedad marcada por la solidaridad, la libertad y el respeto a los derechos de todo hombre y mujer.

            En definitiva a vivir como resucitados.

28 de Marzo: Domingo de Ramos

                    En la segunda lectura de la Eucaristía de hoy leemos estas Palabras de Pablo a los cristianos de Filipos: “Procurad tener los mismos sentimientos de Cristo…” (Flp 2,5). Celebrar la Semana Santa es mucho más que recordar lo que le sucedió a Jesús, sus dolores y su muerte; es más que condolernos con la penosa situación que debió atravesar; es más, incluso, que reunirnos para actos especiales de culto y homenaje al Señor Salvador.

            Es que Cristo vivió –el primero- todo el drama del hombre, ya que, “actuando como un hombre cualquiera, se rebajó hasta la muerte. Por eso Dios lo levantó…”. La Semana Santa pone al descubierto la hondura del misterio del hombre, con sus encontrados sentimientos, sus pasiones, sus luchas, sus contradicciones, su inevitable desenlace.

            Meditando en Cristo, meditamos en nuestra propia vida para descubrir, a su luz, el verdadero significado y sentido.

            Por otra parte, el drama de Cristo es el drama de la Iglesia, el Cuerpo de Cristo, viviente hoy en el mundo. De aquí la insistencia de Pablo: identificarnos con el Cristo muerto y exaltado; la misma insistencia de Jesús cuando urgía a sus discípulos a cargar con su cruz y seguirlo.

            Es inútil que nos extasiemos ante el crucifijo o prolonguemos el tiempo en complicados ritos religiosos, si no tratamos de revivir hoy a ese Cristo que cambia los esquemas humanos y que nos señala una nueva forma de existencia.

            No se trata, por lo tanto, de condenar tan fácilmente la actitud cobarde y altanera de Pedro, la traición de Judas, la ceguera de los fariseos, el mesianismo político de los discípulos, la venalidad de Pilato, etc. Quizá nos sea más útil descubrir en qué medida hoy seguimos haciendo revivir a esos personajes con ropajes distintos, y sin comprender ni vivir a ese contradictorio rey a quien hoy hemos aclamado.

  1 de Abril: Jueves Santo

              La Eucaristía sólo podemos comprenderla si la enfocamos desde el ángulo de la Pascua, el Paso definitivo hacia el amor. Es el rito que sintetiza todo el pensamiento de Cristo acerca de la vida humana.

            Ante todo, la Eucaristía es una “comida”. No un espectáculo para mirar, ni un rito para oír… Es, antes que nada, una mesa a la que somos invitados por el mismo Jesús para compartir su cuerpo entregado.

            Ya la primera Pascua fue comida, comida de primavera, del despertar de la nueva vida. Comer es participar juntos de la misma empresa, de idénticos sentimientos, “comiendo” el mismo pan de la existencia compartida. Los cristianos comemos el cuerpo de Cristo, cuerpo “entregado”, y bebemos su sangre “derramada”. Es hacer nuestro al Cristo que se da por los hermanos, comprometiéndonos en ese gesto a ser otros Cristos, otros panes que alimentan al hermano necesitado.

            No es un gesto romántico; es mucho más que “recibir a Jesús en el corazón”. Es comprometerse a vivir con sus sentimientos, poniendo toda nuestra existencia al servicio de la comunidad. No podemos comulgar con cualquier Jesús, sino con “este” Jesús: entregado –derramado-, el mismo que muere en la cruz.

            Ya es hora de que terminemos con la misa espectáculo, la misa obligación, la misa tradición, la misa caras largas y silenciosas. Misas sin saludos, sin comunicación, sin alegría, sin gestos espontáneos, sin participación sincera.

            La celebración eucarística, “fiesta memorable”, es el mejor índice de nuestro espíritu comunitario. Por eso mismo es un desafío y una exigencia: no podemos celebrar lo que no vivimos durante la semana; no podemos compartir nada si no nos conocemos, ni hay interés por reunirse para hacer algo juntos, si pasamos indiferentes ante los problemas de la pequeña y de la gran comunidad humana.

            “Comamos juntos nuestra existencia”, asumamos juntos esta historia… Ese es el primer sentido de la Eucaristía.

 2 de Abril: Viernes Santo

          Aquel día –el Gran Día, la Hora de cada hombre- aparentemente los hombres juzgaron a Jesús y lo hallaron culpable. Sin embargo, y éste es uno de los sentidos del relato de Juan, por paradoja divina, el reo se constituyó en juez del mundo de la iniquidad, cuya culpabilidad fue descubierta.

            Uno a uno desfilan ante Jesús los distintos tipos de hombres que componen nuestra sociedad, y cada uno tuvo que enfrentarse con su conciencia, representada por Jesús-La-Verdad, y en ese enfrentamiento cada mostró ser quien realmente era.

            Primero Pedro y los Apóstoles, aparentemente fieles seguidores de Jesús, y que delatan su cobardía, sus dobles intenciones, su afán de poder.

            Judas, la traición al hombre.

            Anás y Caifás, los guardianes del orden religioso, que abusan de su situación de hombres sagrados para dominar a los hombres, amparados por su prestigio y por el apoyo del poder político.

            Pilato, el poder civil, el juez de los sediciosos, pusilánime, sin convicciones, especulador, asesino legal.

            Los guardias, expresión de la brutalidad humana descontrolada, al servicio de una causa que no conocen, pero a la que igualmente sirven.

            El pueblo, llevado por sus sentimientos, engañado por sus líderes, usado para fines inconfesables bajo la cortina de humo de patriotismo y la defensa de los valores religiosos.

            En fin, María, las mujeres y Juan, los que no hablan, los que sufren en silencio, los que unen sus sufrimientos al de Jesús para dar vida a los hermanos.

            Así este Viernes es el día de nuestro juicio: Cristo clavado en la cruz es una llamada para que cada uno mire el fondo de sí mismo y reconozca “su” pecado, tan hábil y sutilmente disimulado.

            Todos tenemos nuestra parte en este drama humano amasado por el egoísmo; todos somos cómplices de una sociedad utilitaria, individualista, intransigente, que recurre al insulto, a la calumnia, al chantaje, a la presión moral y psicológica, al silencio, al desprecio, al crimen…

  3 de Abril: Vigilia Pascual

             El apóstol San Pablo se encarga de hacernos bajar de las nubes y del romanticismo pascual, para que comprendamos que ya la Pascua es una realidad permanente en cada cristiano que ha sido bautizado. La noche pascual es la hora de bautizarse… Pero ¿qué significa esto? ¿Es agregar un nuevo rito a la ya larga ceremonia religiosa?

            El bautismo no es un simple rito: es vivir ya como hombres nuevos. “Nuestra vieja condición ha sido crucificada, quedando destruida nuestra personalidad de pecadores… Por el bautismo fuimos sepultados con él en su muerte… para que caminemos en una vida nueva”.

            La Pascua tiene un sentido íntimo, espiritual, profundo. Es morir a nosotros mismos en lo que de viejos y pecadores tenemos y “vivir para Dios en Cristo Jesús”.

            El texto de Pablo (Rom 6-3-11) es concreto pues teme que nos vayamos por las ramas y la poesía. ¿Qué quiere decir resucitar con Cristo?

            Es mucho más que esperar el “más allá”. Es vivir ahora como Cristo, compenetrados de ese Evangelio tan desconcertante que nos exige desnudarnos de una forma de afrontar la vida –entrar al agua del bautismo- para revestirnos de las formas de la santidad, esa maltratada palabra que no tiene más significado para el creyente que “Vivir en Cristo”.

            La Pascua no es un día al año en que nos hacemos a la idea de que algún día resucitaremos con Cristo… Es caminar ahora en vida nueva: nueva manera de comunicarnos, de tratar al vecino, de estar en familia, de organizar nuestro trabajo, de hacer algo por el país.

            La Pascua es la permanente reforma de la sociedad, el cambio continuo, pues apenas estamos en el primer día de la semana de la creación del mundo nuevo, y cada generación de creyentes ha de agregarle un nuevo día para que la historia avance, la dignidad crezca, la libertad se amplíe, el pueblo adquiera sus derechos, los pobres mejoren sus condiciones de vida, y la Iglesia anuncie con valentía este insólito Evangelio…

 (textos: Santos Benetti)

About these ads

2 comentarios to “Reflexiones para Semana Santa 2010”

  1. luis said

    gracias por todos estos testos biblicos que puedo leer atraves del internet esto me hace entender que hay cosas muy inportante en la conputadora amen.

  2. Laura said

    me gusta la reflexión a cada día de la Semana Santa, sobre todo donde se comenta la “dedicación y el servicio a la comunidad” como conducta Cristiana.
    Lamentablemente hoy Jueves Santa, no tengo “comida de jueves santo”, porque? por los impostores que hay en la Iglesia Católica, como el Cardenal Bergoglio y la Comisión Episcopal de Relaciones con el Judaísmo y otras Religiones. Como mi familia es MIxta, o sea mi compañero es ´Judío no practicante, pero de padres(mis suegros tradicionales) estos suegros me discriminaron haciéndome gastar mis ahorros pues me cancelaron la boda. Hace 1 año le he pedido una mediación EXTRAJUDICIAL, de tipo moral, ética, al Cardenal Bergoblio y al Equipo Episcopal junto al Rabino Sergio Bergman del Templo Libertad. JAMAS, JAMAS, ME RESPONDEn,O ME DICEN, MIRA…SE ESTA INTENTANDO. NO, ME DICEN:
    VAYA A LA JUSTICIA, A HACER 1 JUICIO DE DAÑOS Y PERJUICIOS O ALGO ASI. QUE HORROR! SABEN QUE NO TENGO ALIMENTOS MUCHAS VECES, y a pesar que les escribo, les pido ayuda, SOLO OBTENGO SILENCIO.
    YA VEN….LO QUE HAY EN LAS RELIGIONES. AYUDENME DENUNCIANDOLOS AL VATICANO Y AL RABINATO DE ISRAEL. LOS FIELES DEBEMOS CUIDAR NUESTRAS”IGLESIAS” ORIENTADAS AL SERVICIO. GRACIAS! LAURA

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 70 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: